Lo Que Representamos

El gobierno de Carolina del Norte necesita una renovación seria. Desde reinvirtiendo en nuestras escuelas y maestros, hasta acabando con el sistema corrupto de gerrymandering, hace tiempo deberíamos haber tenido reformas que crearían un gobierno estatal eficiente y efectivo.

El progreso comienza con asegurar un proceso político justo para todos y teniendo liderazgo político que realmente representa a sus constituyentes. El gerrymandering de Carolina del Norte, diseñado para limitar las voces de ciertas minorías, debe terminar.

Todos los niños merecen una educación de primera clase la cual los prepare para ser competitivos en la economía global de hoy.

Financiar la educación de la primera infancia en Carolina del Norte es la clave para brindar a cada niño una mejor oportunidad de un futuro exitoso. Por cada dólar que invertimos a la educación de la primera infancia, puede ahorrar siete dólares en el futuro. El gasto en bienestar y salud baja. Carolina del Norte ha construido su reputación en la educación pública y es hora de revivir ese legado.

Necesitamos expandir Medicaid para dar a todo el estado atención médica asequible y de calidad. Las familias trabajadoras pobres son las más propensas a no tener seguro debido a la asequibilidad y la expansión de Medicaid ayudaría a "cubrir la brecha" entre la elegibilidad actual de Medicaid y las familias que pueden pagar un seguro de salud privado. Necesitamos un sistema en el que nuestros ciudadanos confíen para equilibrar adecuadamente la atención y el costo, y la expansión de Medicaid es el primer paso hacia este objetivo.

Todos los que quieran trabajar deberían poder encontrar trabajo. Nuestro estado necesita nuevas industrias y esto significa una nueva inversión por parte del estado. Al invertir en un desarrollo económico de base amplia y en fuentes de energía renovable, podemos crear nuevos empleos a la vez que aseguramos un futuro mejor para la próxima generación.